Sociedades + Fundaciones

  1. Servicios
  2. Servicios Corporativos
  3. Sociedades + Fundaciones

Sociedades + Fundaciones

En nuestra oficinas ofrecemos los servicios para estructuración adecuada para la protección de sus servicios y bienes o activos. 

Esencialmente en vez de la Sociedad poseída por las acciones a un nombre, son poseída por una Fundación. La Fundación panameña es un vehículo mucho más poderoso para la protección de activo por las razones siguientes:

  1. Una Fundación panameña legalmente no tiene ningún dueño.
  2. Una Fundación panameña es una entidad respetada. Solo imagine celebrar un contrato con terceros, y le preguntan quién posee la sociedad. Suena mucho más respetable y es mucha más tranquilizante para terceros escuchar “la Sociedad pertenece a Fundación XYZ” que algunas acciones anónimas a nombre de una persona particular. Esto importa más de lo que usted puede imaginar, especialmente si usted intenta utilizar la Sociedad fuera de Panamá.
  3. En una demanda, un juez no puede ordenarle conseguir el dinero de una Fundación, porque legalmente nadie es dueño de una Fundación.
  4. Una Fundación puede poseer barcos, carros, casas, yates, recibir donaciones, etc.
  5. El dinero se puede mover de una cuenta de la Sociedad a una cuenta de la Fundación. El nivel de la Fundación le proporciona una ventaja contra ataque cuando alguien está detrás de sus activos porque solamente la Sociedad está visible. Para que este acercamiento sea eficaz, la Fundación y la Sociedad deben ser establecidas y ser operativas.

Para entender todo el rol de la Fundación de Interés Privado dentro de esta estructura, primero hay que entender la composición de la Fundación de Interés Privado. La Fundación de Interés Privado tiene cuatro partes principales:

  • Fundador: El fundador es la persona o entidad que constituye o funda la Fundación de Interés Privado. Nuestra empresa proporciona un candidato fundador (si lo requiere).
  • Consejo de la Fundación: El consejo de la fundación proporciona las mismas funciones que la junta de directores de una sociedad anónima. 
  • Protector: El Protector es el último controlador de la Fundación. Inmediatamente después de la incorporación de la fundación, el consejo designa a un Protector, a través de un documento privado. Dado que el documento es privado, no es registrado públicamente en ninguna parte, el Protector sigue siendo 100% anónimo. A partir de ese momento, el Protector tiene el control total de la fundación y de todos sus activos.
  • Beneficiarios: Los beneficiarios son designados a través de una carta privada de Deseos, que es escrita por el Protector. La carta de deseos es un documento privado, por lo que el 100% de los beneficiarios siguen siendo anónimos. La carta de deseos puede ser cambiado o modificado en cualquier momento por el Protector solamente.

En general, una Sociedad Anónima opera todas las transacciones comerciales, igual que una persona, pero todos los bienes y activos están a nombre de una Fundación de Interés Privado. Esto es posible mediante el certificado de acciones en donde en vez de ser al portador son a nombre de una Fundación de Interés Privado. Como sabes, este certificado de acciones no son registrados públicamente por lo que persevera el anonimato del dueño de la sociedad.

Si requieres saber más acerca de  la relación entre una Fundación y una Sociedad, presione aquí  o para mayor información contactarnos .